miércoles, 15 de abril de 2009

Preguntas frecuentes sobre la acupuntura (1 de 2)

¿Para qué sirve la acupuntura?

En principio cualquier enfermedad es susceptible de ser tratada con acupuntura, si bien en unas obtendremos la curación y en otros solamente una mejoría o una disminución en el tratamiento convencional necesario para el paciente.

La Acupuntura es además una medicina fundamentalmente preventiva, siendo capaz de corregir pequeñas disfunciones que —sin importancia en la Medicina convencional— la MTC considera como la primera manifestación de un trastorno en el correcto funcionamiento del organismo.

Así mismo, la Acupuntura es capaz de mantener y reforzar la energía del organismo, por lo que será eficaz en las enfermedades infecciosas, en aquellas con tendencia a repetirse, y en las enfermedades con inmunidad deprimida o, en general, con disminución de defensas.

Podemos englobar a los pacientes que acuden a las consultas de los médicos acupuntores en tres grandes grupos: En primer lugar se trataría de personas con tratamientos medicamentosos prolongados, que tienen efectos secundarios graves, o con enfermedades que no se solucionan con tratamiento habitual. En segundo lugar acuden a la acupuntura personas con trastornos funcionales y enfermedades psicosomáticas. Por último son habitualmente pacientes de las consultas de acupuntura los pacientes con enfermedades crónicas.

Sin pretender hacer una lista exhaustiva, se pueden beneficiar de la acupuntura las siguientes enfermedades:

En el aparato locomotor: cervicalgias, dorsalgias, lumbalgias, ciáticas, artrosis, artritis, esguinces, tendinitis, contracturas, etc.
En el sistema nervioso: cefaleas y jaquecas, neurálgias, vértigos, espasmos, ansiedad y estrés, depresión, insomnio, anorexia, parálisis facial, etc.
En el sistema endocrino y ginecológico: obesidad, amenorrea, dismenorrea, metrorragias, enfermedades generales durante el embarazo, sofocos, etc.
En el aparato urogenital: cistitis crónicas, enuresis nocturna, litiasis renal crónica, etc.
En la esfera otorrinolaringológica y respiratoria: rinitis, sinusitis, faringitis, disfonías, asma, alergias respiratorias, y todas las patologías otorrinolaringológicas y respiratorias de repetición y crónicas.
En el aparato circulatorio: palpitaciones, edemas, etc.
En piel: prurito, eczema, acné, psoriasis, dermatitis diversas, herpes, etc.
En el aparato digestivo: gastritis, úlcera, enfermedad de Cröhn, colitis ulcerosa, estreñimiento, nauseas y vómitos, hemorroides, etc.

La acupuntura se puede utilizar sola o como terapia coadyuvante.

2 comentarios:

dyanna dijo...

I like your blog.I'm waiting for your new posts.

Biosalud dijo...

Hola dyanna:
Ya he puesto el nuevo post unido con el primero.
Muchas gracias por tu interés.